Món Esport
Así fue la primera etapa de Adama Traoré en el Barça

Todos los caminos conducen a Adama Traoré. El extremo hospitalense firmará por el Fútbol Club Barcelona, en calidad de cedido, en las próximas horas. Y no, no es un futbolista cualquiera. Es uno de los jugadores más rápidos y fuertes del planeta. Es un futbolista capaz de arrancar aplausos de aficionados solo por salir a calentar. Es un jugador que a menudo se impregna los brazos de aceite de bebé para que los rivales no puedan detenerlo al sujetarlo. Y aunque su físico de quarterback no lo haga pensar, es un pupilo de La Masia. Adama Traoré, proveniente del Wolverhampton inglés, creció en la cantera azulgrana y debutó con el primer equipo y maravillar a los aficionados en el Camp Nou. ¿Pero con quién debutó? ¿Cómo fueron esos partidos? ¿Cómo era el joven Adama? ¿Y por qué se fue?

Traoré, hijo de inmigrantes malienses, nació en L’Hospitalet. Allí, según explicó en una entrevista en el diario Sport, «jugaba a fútbol en la calle con mi hermano, y nos centrábamos en el fútbol pese a las peleas y problemas que había en la zona donde crecí». Se centró tanto en el fútbol que, proveniente de un breve periplo en el Espanyol, llegó a La Masia con sólo 8 años. En el fútbol formativo del Barça siempre jugó en categorías más altas de las que le tocaban por edad, debido a su siempre imponente físico.

En el 2013, y después de grandes temporadas en el juvenil, subió al Barça B entrenado entonces por Eusebio Sacristán. Adama Traoré, de hecho, es uno de los artífices de la segunda mejor temporada de la historia del filial. Porque ese Barça B compitió en la categoría de plata del fútbol español… y acabó la Liga como meritorio tercero clasificado. Hizo 66 puntos, cinco menos que el líder y que el Barça B de Luis Enrique de la temporada 2010/2011 (también en Segunda). En ese campeonato, Adama Traoré marcó cinco goles, marcó cuatro asistencias y, en definitiva, fue un hombre (o adolescente, mejor dicho) clave para Eusebio.

Debut de Adama Traoré con el Barça

Aquella temporada, de hecho, se dio el nacimiento de la carrera profesional de Adama Traoré. Y es que en noviembre de 2013 Adama debutó en el primer equipo y se convirtió en el noveno jugador más joven en hacerlo (hasta esa fecha). ¡Tenía sólo 17 años! Y lo hizo en el Camp Nou, sustituyendo a Neymar en el minuto 82 y en una victoria por 4-0 en el Granada.

Lo hizo de la mano del Tata Martino, quien en el pospartido declaró que «no es normal que debute a un chico tan joven, no es algo que se dé permanentemente. Pero hemos visto y hemos elegido. Él tiene las cualidades para estar en el campo. Lo veíamos entrenar en las últimas semanas y hemos creído que tenía que estar en el banquillo y darle la oportunidad».

El catalán, con Andrés Iniesta, Pedro Rodríguez, Cesc Fàbregas o Gerard Piqué en el campo, estuvo cerca de marcar su primer gol. Y en sus palabras en Barça TV reconocía sentir un «gran orgullo». Posteriormente, Adama debutó nada menos que en la Liga de Campeones en el campo del Ajax y sustituyendo a Cesc Fàbregas en el mismo minuto, pero esta vez con derrota.

Adama Traoré, a partir del minut 1:17 de vídeo, parla just després del seu debut amb el primer equip del Barça | Barça TV

Aparte de estos pinitos, Adama Traoré prosiguió la temporada con el filial y en la histórica temporada mencionada. Histórica a nivel colectivo e individual. Porque en febrero del año 2014, Adama Traoré hizo un partidazo en el estadio de La Romareda contra el Zaragoza, y la afición se rindió aplaudiéndole. Actuaciones como aquellas hacían que grandes equipos europeos preguntaran por él. Pero el Barça no sólo no contemplaba deshacerse del futbolista, sino que además lo renovó.

Adama Traoré, després de signar la seva darrera renovació al Barça l’any 2014| FC Barcelona

Primer (y único) gol de Adama Traoré con el Barça

La renovación se dio a principios de la siguiente temporada. Y en esa llegó su primer gol con el primer equipo. ¡Un auténtico golazo! Al estilo Messi. Adama Traoré bailó con la defensa del Huesca, eludiendo a cuatro rivales, y batió con calidad al portero para participar así en la goleada por 8-1 de los suyos ante los aragoneses en la vuelta de dieciseisavos de Copa. Y lo hizo ya con Luis Enrique en el banquillo del primer equipo.

Adama Traoré celebrant el seu primer gol al primer equip del Barça | FC Barcelona

Esa temporada, sin embargo, lo tuvo muy complicado para subir al primer equipo. Más aún que lo anterior. Porque si bien se marchó Alexis Sánchez, a los Messi, Neymar y Pedro se añadieron Luis Suárez, Munir y Sandro. Demasiada competencia para un joven Adama que, más allá de seguir siendo importante en el filial, con el primer equipo de Luis Enrique sólo disputó un partido más. Fue, de hecho, su primera titularidad -y detrás, hasta ahora- con el Barça, en la vuelta de la siguiente ronda de Copa, frente al Elche. Los azulgranas ganaron por 0-4, y Adama fue sustituido en el minuto 63 por Alen Halilović.

La hora de los adiós

Con la mencionada competencia y con partidos cada vez más complicados y trascendentales, las posibilidades de Adama Traoré de subirse a la cabeza en el primer equipo fueron nulas. Y es que en la siguiente ronda de Copa ya tocó todo un Atlético de Madrid, reservado por la célebre tripleta atacante MSN, y la Liga se selló en la penúltima jornada y por tanto sólo hubo un partido al que Luis Enrique se va ver con opciones de repartir minutos. Fue en el último partido de Xavi Hernández en el Camp Nou, y ante el Deportivo. Pero Adama Traoré ni siquiera fue convocado, en detrimento de Messi, Suárez, Munir y Sandro.

Lo de 2015 fue un verano de tomar decisiones. Si bien Adama Traoré todavía era joven -tenía 19 años-, ya quería recibir oportunidades de mayor envergadura. No aspiraba a seguir en el Barça B. Pero era su destino. Incluso Pedro Rodríguez abandonó al equipo, ofuscado en el ostracismo por el tridente ofensivo más fructífero de la historia del club. Por tanto, Adama siguió sus pasos y en agosto de ese año se marchó. Tras registrar 63 partidos, 8 goles y 18 asistencias en el segundo equipo y 4 en el primero con un gol, Adama fue rumbo al Aston Villa inglés ya cambio de doce millones de euros. p>

En el equipo londinense no se acabó de adaptar, por lo que dos años después se mudó al Middlesbrough del exsegundo entrenador del Real Madrid Aitor Karanka. Allí, combinando la Primera y la Segunda división, acabó de estallar en el fútbol inglés y llamó la atención del Wolverhampton. Y lo demás es historia. Si bien a los Wolves, y por lo general en su carrera nunca ha tenido grandes cifras goleadoras y de asistencias, siempre ha llamado la atención por su capacidad de desbordar defensas, por su velocidad y por su fuerza.

Por tanto, la llegada de Adama Traoré al Barça no resolverá los problemas anotadores, pero sumará un futbolista que genera muchas cosas cada vez que se viste de corto, que ha batallado en los mejores estadios de Inglaterra, que es internacional y que tiene ambición. Que conoce al club, y que pretende seguir marcando goles como el que hizo al Huesca hace siete años.



Más noticias
Adama Traoré, jugador del Wolverhampton | Europa Press

Adama Traoré, muy cerca del Barça

Noticia: Adama Traoré, muy cerca del Barça
Comparte
El delantero catalán volvería al club de donde salió el 2015
Noticia: Adama Traoré, muy cerca del Barça - Mobile
Adama Traoré, jugador del Wolverhampton | Europa Press

Adama Traoré, muy cerca del Barça

Noticia: Adama Traoré, muy cerca del Barça
Comparte
El delantero catalán volvería al club de donde salió el 2015
Noticia: Adama Traoré, muy cerca del Barça - Mobile

Nuevo comentario

Comparte

Icono de pantalla completa